31/12/2018 • 09:20

En una extensa entrevista con TiempoSur , la gobernadora Alicia Kirchner habló de la recuperación de la economía provincial: “Una de las grandes fortalezas de nuestra provincia es no estar endeudados en dólares”.

 

Qué dijo de Ley de Lemas, paritarias, tarifas, Macri, la zona franca, su candidatura. Criticó la situación del SAMIC: “La salud no puede ser la prenda de la politiquería”, entre muchos otros temas. El mensaje a la población.

Habían pasado pocos minutos después de las 18:00 cuando se abre la puerta y nos invitan a pasar al despacho de la residencia de la Gobernación. Allí hay varios cuadros de Néstor Kirchner y otro de Evita; también un busto en miniatura del ex Presidente, acompañado de algunas decoraciones de estilo navideño en el escritorio. En una de las paredes, el certificado del Tribunal Electoral con el resultado de la elección que la convirtió en mandataria provincial. Pocos minutos después aparece Alicia Kirchner. La tarde acompaña y no tiene ningún problema en comenzar la entrevista en los jardines de la residencia. Hasta se ríe de la osadía del fotógrafo que la pasea por diferentes lugares del jardín para retratarla. 

 

Pasado el tiempo y con la mejora de algunos indicadores económicos ¿No se le terminó haciendo un favor a usted y a la provincia al no permitirles que se endeuden?

-Yo no quería saber nada de endeudarme. Si ustedes van a las fechas, llegué a mayo y no quería endeudarme; nos ofrecían por todos lados el endeudamiento pero después la realidad estaba tan compleja que dije ‘bueno voy a pedir el endeudamiento’, porque si hay algo que quería era dar cobertura, protección y que no se desmadre los ingresos de la familia santacruceña; pero estaba muy negada al endeudamiento hasta que presenté el proyecto de la ley y me la negaron y estoy contenta que me la hayan negado, yo no estaba convencida, nunca estuve convencida; de todas las provincias que se anotaron, saben que fui la última y hoy puedo decir que una de las grandes fortalezas de nuestra provincia es no estar endeudados en dólares, no es que no estemos endeudados, pero no en dólares.

 

Algunos distritos la están pasando mal con esta situación, ahora están tratando de refinanciar la deuda como Chubut que tuvieron algunos problemas. ¿Eso evitó Santa Cruz?

-Bueno pero eso es un círculo vicioso. Cada Gobernador debe estar haciendo lo mejor dentro de su realidad y en este contexto nacional de recesión donde realmente somos la periferia de la patria todas las provincias de Argentina.

 

Cuando usted asumió dijo que recibió una provincia quebrada y hoy pasó a ser superavitaria. ¿Cómo describe esa evolución?

-Esto tengo que agradecerlo. Este año que se termina ha sido un compromiso colectivo de todos los santacruceños porque nosotros tenemos la responsabilidad de gobernar, planteamos como viene la situación, creo que el diálogo fue permanente con todos y todas que quisieron dialogar y esto ayudó muchísimo. Cuando lanzamos el acuerdo social ese era un poco el objetivo, que todos tengan idea de lo que estaba pasando, que manejen los números. Creo además que mejoramos muchísimo en calidad institucional porque hoy cualquiera puede acceder a los números de la provincia, incluso desde su lugar hacernos aportes para mejorar la gestión.

Pero también se hizo un trabajo en materia de recaudación ¿Qué herramientas utilizó?

Antes estaba la Secretaría de Rentas y se hacían pagos por determinados servicios, pero eso no estaba unificado. La creación de la ASIP fue realmente importantísima, hemos casi triplicado los ingresos que tenía Rentas y no es que quizás antes no estuvieran los ingresos, pero eran dados a cada organismo y éstos decidían lo que les parecía más conveniente hacer; nosotros pusimos una cuenta única, una integración y las prioridades se ponen desde el gobierno. Obviamente junto a nuestros equipos porque si hay algo que yo intento permanentemente hacer es escuchar, evaluar, proponer y ver cuáles son las prioridades.

Ha encontrado un paliativo para hacer obras públicas que es el fondo Unirse.

-Es único en el país y esto ayudó a ordenar la provincia. Este fue otro elemento; estábamos en una situación en ese momento desesperante. Con el Unirse fue una idea que salió del equipo de gobierno y lo propusimos, en principio a las mineras, ahora unas empresas petroleras también se han incluido y esto habla de una responsabilidad empresarial colectiva; cada empresa tiene su fundación y van definiendo ellos las prioridades, entonces juntamos todos esos fondos en un fideicomiso. Demoramos 3 meses en armar el fideicomiso porque el banco era la primera vez que hacía un fideicomiso de estas características. Nos habían ofrecido ingresarlos al Presupuesto y nos auto limitamos porque ya estaba destinado a lo que tiene que ver con el desarrollo social, educación, la salud, seguridad pública y yo sabía que con el presupuesto que teníamos nada podíamos hacer. De hecho, todos los primeros insumos empezaron del Unirse. A medida que mejoramos nuestro ingreso nos propusimos otros objetivos y el Unirse permite además generar trabajo porque las cooperativas textiles hacen los uniformes que el Estado necesita de todas las áreas, sobre todo policía. Después, cuando nos sacaron el Fondo Soja nosotros priorizamos distintas obras educativas, de seguridad vial, hospitales, etc.

 

¿En cuánto repercute esto directamente en los trabajadores de la obra pública?

-Hay algo que es importante destacar: nosotros en la construcción todavía estamos financiando con subsidios a más de 1.300 personas; 1.700 tiene la represa de los cuales el 70% son santacruceños; con las obras de IDUV estamos dando trabajo a 1.300 personas más. Con un fuerte ordenamiento lo hemos realizado. Cuando vos ordenás los recursos se pueden hacer 522 frentes de obra pública, desde el techo de algún lado, hasta un hospital o una escuela, todo es trabajo. Tenemos una asignatura pendiente: de las 386 viviendas que nos iba a financiar Nación, nos dieron el 10% y las estamos terminando con fondos propios, ya el año que viene las entregaremos.

¿Cómo se le explica a los trabajadores, sobre todo a los empleados públicos, que ese superávit que aparece en el Presupuesto no tiene que ir inmediatamente al bolsillo, que hay que esperar a que pase lo peor de la tormenta?

-Vivimos hablando, tratamos de explicarlo. El presupuesto es algo que se presupone, nosotros lo hicimos con un dólar a $40. Realmente la provincia tiene deudas todavía, si bien tenemos ese superávit, tenemos deuda; hemos hecho un programa muy equilibrado de pago de deudas que nos llevó estos dos últimos años, fue un trabajo de Economía muy importante y pudimos lograr términos adecuados. A los trabajadores le explicamos la realidad, le mostramos los números, los ingresos, egresos, a parte cualquiera puede consultarlo en la página del ASIP, de Economía o en la Cámara de Diputados.

Este año tuvieron decenas de paritarias ¿Cómo evalúa el resultado de las mismas?

-Fueron creo que 187 paritarias salariales y laborales; pero además de esas paritarias trabajamos muy fuerte con las organizaciones vecinales y sociales, en el barrio de San Benito, Bicentenario. En un trabajo en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Social y los vecinos hicimos casi 55 mil metros de tirado de línea eléctrica y eso es un trabajo integrativo que en algunos casos aportaron las comisiones vecinales; y el trabajo directo de nuestros empleados de Servicios Públicos que nos ayudaron en todo y nos dieron respuesta, se comprometieron en cada barrio. Eso era muy necesario, los cables se cruzaban por la calle, las veredas y ahí jugaban los chicos.

El Gobierno nacional habilitó un nuevo cuadro tarifario. La provincia viene subsidiando el costo de la energía hace más de 2 años ¿Cree que toda la gente lo ve así?

-Lo hacemos fundamentalmente para la parte residencial y los comercios que también hay que protegerlos, las pymes porque generan trabajo y tienen empleados. Hay que hacer toda una contención y hoy por hoy la energía de Santa Cruz es la más barata del país. A veces se piensa sólo en la administración pública, pero tenemos los obreros de la construcción, los empleados privados y los que no tienen empleo, que tienen que tener un beneficio.

Eso no fue gratis, la provincia tuvo que renegociar la deuda para pagarle a CAMESA. ¿En qué le cambió eso a la provincia?

-Teníamos 70 cuotas atrasadas de gobiernos anteriores más de las que se crearon cuando se hizo el amparo hasta que acordamos y eso lo hemos arreglado a través de un fondo fiduciario. Si yo le pagaba directamente a Camesa me salía muchísimo más, la verdad que nos fijamos en las cuentas de manera permanente.

¿Le generó alivio el fallo de la Corte Suprema respecto de la Ley de Lemas?

-Mirá, yo siempre dije que no estaba en mi agenda la Ley de Lemas. Entendía que si se daba la respuesta que correspondía tenía que salir el fallo como salió porque sobre los sistemas electorales, los responsables son directamente y por la constitución, las provincias. Pero bueno ese es un tema que instalaron otros, yo creo que en la agenda de los santacruceños están otras cosas.

Algunos creen que la permanencia o no de la Ley de Lemas es un debate que se pueda dar al principio del año ¿Usted qué piensa?

-Yo no lo tengo en agenda pero si los diputados lo quieren colocar, lo discutimos. Pero lo decidimos acá los santacruceños, no afuera.

Si hoy tuviera que definir el cuadro de situación de la provincia ¿Con qué palabras la describiría?

-Mirá, el otro día alguien dijo los aviones siempre despegan contra el viento; yo creo que nosotros estábamos en esas condiciones, pero teníamos una fuerza santacruceña que hemos tenido en distintas problemáticas y siempre desde el trabajo, el compromiso, salimos adelante. Sentía que si trabajábamos con identidad, pertenencia y mucho trabajo, íbamos a salir adelante, pero era un acuerdo que teníamos que hacer entre todos; también nos pasó cuando estuvimos en Nación. Por eso yo agradezco al pueblo de Santa Cruz, porque todos entendimos que en un esfuerzo colectivo podíamos enrolarnos en otro camino; y creo que en ese espiral va al objetivo que uno busca, que es darle sostenibilidad a la provincia y la familia.

En términos políticos, en ese avión se subió usted sola con su equipo de trabajo, pero la oposición en principio se quedó abajo.

-Eso es una interpretación tuya (risas). Yo lo que sentí fue que no se entendió, que se juzgó prematuramente; nunca me quedo en las descalificaciones ni en las especulaciones, eso es perder el tiempo, siempre apuesto a lo positivo.

¿Se sintió acompañada o no por la oposición estos años?

Por alguna parte de la oposición sí, porque tuve permanente diálogo, por otra no accedí al diálogo; si hubiera accedido nos hubiéramos entendido de otra manera.

-Y en este contexto, ¿Cómo evalúa el resultado del acuerdo social santacruceño?

- Es absolutamente positiva, estamos trabajando juntos porque tenemos un solo objetivo, viste cuando digo ‘Santa Cruz nos une’ es eso, el objetivo es Santa Cruz. Son los menos los que no se acercaron, gracias a Dios.

¿Cómo toma toda la situación que se ha generado alrededor del Hospital SAMIC de El Calafate?

-El hospital funcionaba excelentemente, con los problemas que puede tener cualquier institución. Por razones de intencionalidad política o politiquera se lo intervino. Es hasta el día de hoy que nos presentamos a hablar para saber cuáles eran los motivos del por qué se intervino. Se dijo que era por irregularidades administrativas que todavía las desconozco, pero nunca se nos informó cuáles fueron. Fue una decisión que tenía la Nación. Nosotros gastábamos, por así decirlo, la mitad de lo que se gasta ahora. Había que incorporar médicos y han incorporado a gente que no tiene nada que ver con el hospital. Lo estamos hablando hace poquito con las autoridades nacionales, lo que yo no quiero es que la población de Calafate y Santa Cruz pierda el SAMIC, que es para el beneficio de la gente, más allá de las medidas que se tomaron por las cuales no coincido para nada. La salud no puede ser la prenda de la politiquería.

¿La Zona Franca es el mismo caso?

-Me da mucha bronca, no se las veces que fui a hablar por lo mismo a Nación. Me habían asegurado que se habilitaba la Zona Franca y no se hizo. Yo creo que esto lo tenemos que revertir, cuando tuvimos la última visita de (Rogelio) Frigerio le pedí encarecidamente y me dijo que se iba a ocupar.

Usted tiene una formación netamente social, trabajó muchos años a nivel nacional y provincial, ¿Le duele lo que ve hoy en nuestro país?

-Yo el otro día decía que teníamos diferentes lógicas en encarar lo mismo. Creo que la ministro (Carolina Stanley) dentro de la lógica del proyecto que tiene el Gobierno nacional, se ocupa, pero el verdadero desarrollo de una política social se da cuando la gente va recuperando su libertad para armar su hogar, el trabajo es el mejor organizador social. Siempre digo que negar la asistencia es dar un salto al vacío, pero quedarte en la asistencia no es correcto. Las personas tienen que sentir que pueden y hay que darles las herramientas y las oportunidades. Cuando yo estudiaba la licenciatura en Camagüe nos tocó analizar el libro de Jerónima, una mapuche, que decía algo así como no quiero que me den una mano quiero que me la saquen que me den la libertad para decidir yo mismo. Para eso tenés que darle los instrumentos para que puedan trabajar, desarrollarse y capacitarse.

-En este contexto ¿Cómo evalúa la implementación del programa Ser.Sol? (subsidio para los que no pueden pagar las tarifas).

-Ya hay 6000 familias incorporadas, ahora estamos con el tema del gas. Las políticas públicas sociales no se quedan solo en las asistencias, los derechos sociales son derechos humanos.

¿Cómo evalúa estos 3 años del gobierno de Cambiemos?

-En términos generales tiene una mirada totalmente diferente (al nuestro); se ha puesto como eje lo financiero. El mercado y la economía tienen que estar al servicio del hombre, de la familia, por lo cual no estoy de acuerdo con el modelo, pero bueno, son las posiciones que se han tomado y yo creo que el eje no tiene que estar en el mercado. Con la provincia la relación es buena, sobre todo con el Ministerio del Interior; podemos ponernos o no de acuerdo, pero hay un acercamiento desde el primer día.

¿Le hubiera gustado que venga el presidente Mauricio Macri a Santa Cruz?

-El Presidente puede venir a Santa Cruz cuando el Presidente pueda hacerlo, cuando lo tenga en su lista.

Cuando en el 2015 se conocieron los resultados electorales, muchos dieron por muerto al kirchnerismo, ¿Cómo lo define hoy? ¿Hay kirchnerismo después de los Kirchner?

-Nuestra base es el peronismo, es diverso, heterogéneo. A mí lo que me interesa es que somos parte de un proyecto nacional que su mirada es absolutamente diferente a la del mercado y tenemos que trabajar de manera integrada entre todos los sectores que pensamos que lo que más vale de la economía es la persona.

¿La incomoda o la pone bien cuando desde Nación se habla bien de su gestión?

-No me puse a pensar eso. Estamos haciendo equilibrio para intentar consolidarnos para que el avión despegue como tiene que ser.

En esta fecha, el año que viene ¿Dónde se ve usted?

-No lo sé (pausa) Esa es una pregunta con trampa (risas). Hay que mirar cómo pasa el tiempo, los distintos desafíos. Yo siempre me veo trabajando al lado del otro. Yo creo que en este momento tengo preocupaciones de agenda mucho más grandes.

¿Cómo está su relación con los intendentes?

-En términos generales muy bien, no pensamos todos iguales, pero llevamos una buena relación con la gran mayoría, no te digo el 100 x 100 pero en un alto porcentaje.

¿Considera legítimo que haya algunos intendentes que quieran postularse el año que viene?

-Por supuesto que sí.

Si tuviera que darle un mensaje a los santacruceños este fin de año apuntando al 2019 ¿Qué les diría?

-Que sigamos trabajando juntos, que trabajar juntos significa darnos aportes y miradas, yo estoy al servicio de Santa Cruz, de cada santacruceño. Estoy dando todo lo que puedo dar, pongo todo al servicio de nuestra provincia.(TiempoSur)

ElDiarioDeseadense el Portal Virtual más visto en la Patagonia. Con la noticia al instante en el momento preciso del día.

4981449
ahora
Visitantes Online
12712
4981449

Tn en Vivo

Template Settings

Theme Colors

Blue Red Green Oranges Pink

Layout

Wide Boxed Framed Rounded
Patterns for Layour: Boxed, Framed, Rounded
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…